Blog de Kerri
blog


www.mmsmexico.com.mx



Compra "Desde el 6 de Diciembre" por Lorna Ortiz

AMAZON aqui
LULU aqui









Lariza

nació el 14 de Diciembre de 1999, nació de 9 meses de gestación pero con peso prematuro, nació por cesárea, su apgar fue de 8/9  y aunque fue una niña muy enfermiza su desarrollo fue normal; sostuvo la cabeza, se sentó,  gateo, camino al año…todo iba muy bien comenzaba a decir sus primeras palabras, reconocía perfectamente a la gente, bailaba en las fiestas con su hermano, cuando le cantábamos canciones infantiles ella hacia la fono mímica …no recuerdo con exactitud el momento en que ella dejo de ser ella, es como si me hubieran cambiado a mi hija por otra; mas o menos antes de cumplir los 2 años ella comenzó a tener graves problemas de sueño; por las noches despertaba gritando y muy agitada golpeando la pared y su cuna, nunca dormía toda la noche completa despertaba hasta 6 veces y para lograr calmarse a veces tardaba 40 min o más.

Desde entonces todo cambio tanto ella como la dinámica en mi familia; dejo de mirarnos a los ojos, caminaba de puntas, movía las manos como aleteando, no dejaba que la tocáramos, dejo de hablar, solo hacia sonidos raros y gritaba, dejo de reconocer a las personas; parecía como si no viera las cosas a su alrededor como si nada le importará, como si no escuchara, cuando quería algo me tomaba de la mano y me guiaba hasta donde ella quería, hacia berrinches de muy alta intensidad, se auto agredía, no media peligro, comía compulsivamente y era muy  selectiva para comer, no jugaba con sus juguetes, ni interactuaba con los niños era sumamente hiperactiva; su único interés era ver películas infantiles todo el día, comer y meterse a la regadera…

En ese momento comenzó mi lucha, una lucha primero para saber qué era  lo que le pasaba a mi hija y después para aceptar lo que tenia y afrontarlo con las fuerzas, la paciencia y el amor que tuve que sacar desde lo más profundo de mi alma…

Comencé a recorrer todos los especialistas de Acapulco sin obtener realmente una respuesta que a mí me conformara o me ayudara, después nos fuimos a Cuernavaca Morelos, a México al Hospital de Psiquiatría infantil en donde me volvieron a canalizar con un psiquiatra en Acapulco que ya había tratado a mi hija dándole Ritalin e Imipramina que lo único que lograron hacer en mi pequeña fue quitarle completamente el apetito, demacrarla y luego de un  tiempo de tomar esto alterarla gravemente.

A mí no me conformaba lo que me habían dicho hasta ese momento ni los especialistas que había visto ni en la escuela en donde la tenia; así que comencé a investigar en el internet y encontré un test de el autismo, y me di cuenta en ese momento que mi hija tenía casi todas las características así que decidí regresar a México a exigir ayuda en el Hospital Infantil pero gracias a Dios antes pase unos días a León Guanajuato y hay conocí al Lic. Carlos Alberto Cilento quien después de valorar a mi hija conductualmente y hacerme una serie de preguntas durante algunos días me dio el diagnostico de AUTISMO…

Puso sobre su escritorio un folleto de información del protocolo DAN que en la parte superior decía (lo recuerdo muy bien) “EL AUTISMO ES CURABLE, TRATABLE Y EVITABLE”…esas palabras le dieron a mi vida una luz de esperanza , de alivio a todo lo que yo estaba pasando, sentí que por fin había encontrado lo que tanto estaba buscando y aunque en ese momento no entendía muy bien todo lo que él me explico sin pensarlo ni dos veces comencé ese mismo día con la dieta libre de gluten y de caseína.

Fueron tiempos realmente difíciles, mi hija a inicios de la dieta todo se le duplico, la hiperactividad, los berrinches; por otro lado tuve que luchar también para hacer que mi marido y mi familia creyeran en lo que estaba haciendo y me apoyaran  y  justamente después de dos semanas de iniciada la dieta mi hija comenzó a dormir bien, toda la noche completa después de dos años de no hacerlo!!!… Fue entonces cuando estuve realmente segura de que lo que hacía era lo adecuado.
Lariza entonces tenía 4 años y en ese momento no contaba con los recursos para seguir con el tratamiento de suplementos ni hacerle ningún estudio así que seguí únicamente con la dieta. Realmente fue mucho lo que recupere de ella con tan solo seguir la dieta; comenzó a decir palabras, a identificar a la gente conocida, dormía muy bien, comenzó a aceptar los alimentos de la dieta, pero aun faltaba mucho por hacer.

A la edad de  6 años comencé con algunos suplementos y claro! Los cambios fueron más notorios comenzó a decir más palabras, y fue en ese entonces cuando volvió a estar más presente, se daba cuenta perfectamente de todo lo que ocurría a su alrededor aunque continuaba con sus periodos de crisis.

Y hace poco más de una año tuve la gran dicha de conocer a Kerri, su clínica y a todo su maravilloso equipo y pude venirme a residir aquí a Puerto Vallarta y creo que fue la mejor decisión que pude haber tomado porque desde entonces mi hija a logrado los avances más significativos; ahora ella tiene ya 10 años  puede hablar no tiene bien estructurado su lenguaje pero puede comunicarse hasta sus estados de ánimo, lleva un programa de lectoescritura y  ya comienza a leer letreros, ya puede copiar palabras, escribe su nombre, sabe números  del 1 al 30, ha comenzado con sumas; ya no se auto agrede, es muy raro que tenga periodos de ansiedad, casi han desaparecido por completo sus movimientos estereotipados, tiene juego imaginario, canta, baila, en fin creo que ya he recuperado mucho más de lo que yo algún día imagine que podría… y sé que aunque se requiere de mucho esfuerzo, disciplina, dedicación y sacrificios tengo la esperanza de que  algún día ella se podrá valer por sí misma y   tendré de vuelta a mi niña que perdí…

 

**Gracias Lariza por ser el motor que mueve mi alma y mi corazón cada día de mi vida; gracias a mi hijo por ser tan paciente, tan consiente y conforme con lo que le toco vivir, por su inmenso apoyo(los amo); gracias Arturo por  tu apoyo económico; a toda mi familia gracias por estar presentes cuando los he necesitado y a ti Kerri mil gracias por ayudarme a hacer este sueño una hermosa realidad…

“Todos nosotros somos un ángel de una sola ala y solo podremos volar si nos abrazamos unos a otros”
(Anónimo)

Nancy  Hernández Avalos.


My testimony…. (en inglés)

It’s the 19th of May 2008 and today Matias Fernando Garcia Mitchell celebrates his 4th birthday. We have a vanilla cake, piñatas and balloons hanging by the pool area while we wait for his friends to arrive for the party.  Soon all the children arrive with their parents and the party is a “fun” for everyone eccept Matias. He sits alone, by the edge of the pool in his own world with two little cars. Mouthing incomprehensible noises with his mouth as he moves the cars back and forth in the water… not removing his attention to look at anything else.

He doesn’t even acknowledge everyone around him. He doesn’t share in games, cake, or play with the others. Some of our friends ask me, Colleen why is Matias still not talking? I tell them well it must have been the transition from Canada to Mexico I think he is confused with the language. Who am I fooling? I know that’s not it, there is something really really going wrong with my beautiful little boy… since we arrived to Mexico I notice he is more and more loosing the skills he had begun to acquire, child interaction, gross motor, speech… he’s been extremely hyperactive. Jenna his sister and I have to ensure the front door is locked at all times or he runs away not knowing where he is going. His out of control, has temper tantrums, sleepless nights, its exhausting on both of us.

 People think I cannot control my child and it makes going on public absolutely impossible. The things most people naturally do with their children take careful planning and lots of patients with Matias. Simple things like visiting the hair dresser to cut his hair, or his nails where dreadful tasks. Introducing a new meal or even going in a taxi was worse. Matias has tried twice to jump out while we were on the highway, I was required to sit in the back seat with him at all times and hold him.  I didn’t understand what was happening with my child, especially since he is my 3rd and I never experienced this before. I have so much experience with children and this behavior doesn’t fit a healthy 9 lbs baby boy born natural with an APGAR rating of 8.5

Matias as a happy healthy baby boy…. Approx. 8 months old before receiving five vaccines during the same visit in Ottawa, Ontario. Canada in 2007.

Three months later Aug 2008 we moved to a new housing area.  This was to be a new break for Matias as there’s a Kindergarden and new friends, new children and I am was hoping kids will include him and want to befriend him. This too doesn’t turn out well as Matias is extremely aggressive and bites many children of his kinder class. We don’t know why he still doesn’t speak, it’s even hard to get him to look at you while you try to explain why the behavior is inappropriate. The director of his school “Tere” is probably the most patient and understanding teacher I have met and insists on working with me to find a way to change his behavior rather than asking him to leave, despite many parent requests to send Matias to another school.  I had become more and more desperate with Matias, having to leave my job and start working from home teaching English in order to be with Matias. I decided to call my sister back in Canada who is a child phycologist in Canada. She told me he appears to have all the symptoms of autism which let me to contact a Dr. and Matias was confirmed “autistic” by October 2008.

Immediately I began reading about this on the internet, studying and searching for resources trying to understand what was going on with my little boy. After reading an article on www.bebepingo.com   about some children becoming autistic through the issuance of vaccines containing mercury…it was like a light went off in my head. “Matias” did in fact receive 5 vaccines just one week pior to our arrival in Mexico, and shortly after is when he begun to regress.  (MMR 3 in one, MENINGITIS, POLIO) all during the same Dr. visit.  I remember specifically because I was holding off on these vaccines due to the controversy in Canada surrounding the MMR vaccine. However our pediatrician in Canada assured me they were safe and necessary. 

I found the email of the Director for the above mentioned website, Kerri McDaniels de Rivera, I found out she is a well known expert for Autism and spoke at conferences around Latin America, to my amazement her office was in the same region as us Puerto Vallarta. She asked me to visit her with Matias but as I described the conditions and difficulty involved with taking him in public or on public transportation she simply told me to read, study, and immediately remove wheat and dairy from his diet completely. She told me with all confidence that I would start to see improvements within 3-6 months, then to come see her and bring Matias.

This was a diet and change that required a lot of learning and discipline for the whole family. Jenna (my teenage daughter) and I decided to give up wheat & dairy with Matias. He went through withdraws and at first it was even harder to leave the house. Still no speech but after about 3 month on the diet his hyperactivity subsided, he begun to sleep at night somewhat regular hours. The tantrams where no longer daily but weekly, and we begun to spend more time out of the house.

After about 6 months on the diet and major improvements on his behavior, Matias at 4 1/2 years old finally spoke his name. This brought tears to my eyes, you cannot imagine for a mom how it feels to have a child who cannot speak his own name. The school director “Tere” also noted remarkable difference in Matias and asked me what we were doing. I shared with her all the information on the “biomedical treatment for Autism & ADHD” she was so impressed this made her even more willing to cooperate and help us complete this treatment with Matias.   Almost 8 months on the diet and I again contacted Kerri this time to set up an appointment to visit her with Matias as I was able to return to work due to Matias improvements and ready to start the next segment of therapy for Matias.

Matias started a natural supplement program which intern strengthened his muscles, helped him to stop drooling so much. We no longer needed to carry two extra tee shirts with us everywhere we went, and eventually he was able to run, play ball and begin riding his bicycle without hurting himself so much. The bicycle his uncle bought for him two years earlier was finally getting some real use.

The Director for Puerto Vallarta at the company where I work “Activner” was sympathetic to the needs of my child and Juan Pablo Pelaez Diaz authorized and helped me to organize events that would generate donations to the AUTISMO2 treatment centre where Matias was following the BOIMEDICAL THERAPY and under the care of Kerri McDaniels de Rivera. We knew the treatment was going to cost anywhere from 80,000.00 pesos and more but it was necessary as it was working. I just didn’t know where we were going to find that kind of support.

Matias was removed from his kindergarten school only to complete 40 sessions of Hyperbaric Oxygen chamber and daily ABA therapy, after eight weeks of this treatment Matias’s interverbal skills greatly improved and incredibly begun having longer conversations. This was no easy task as my 16 year old daughter was administrating his supplements daily like a religion, travelling with Matias one hour to and from the centre daily on the long hot summer PV days sometimes 45 degrees in the shade alone with Matias while I worked. Jenna was a very important link in the recovery for Matias probably one of the most important people to him as I needed to be at work.

Today our beautiful little boy has recently had the diagnosis of autism removed and currently only suffers a little ADD symptoms, he continues to follow the treatment plan and is undergoing natural quelation to remove the heavy toxic metals believed to be the culprit for his regression and loss of speech, hopefully one day he will resume a normal diet.  It is so wonderful to see him happy and playing with friends, being invited to birthday parties, learning new skills, writing his name and caring on conversations more and more everyday. Matias is no longer hyperactive or aggressive in any way, he is very polite and sensitive to the feelings of other children. Matias loves to pick flowers and give them to me every chance he can, to me it is as though he is saying “thank you and I love you too mom”.   In less than 2 years I have a happy healthy neurotypical little boy.

 All thanks to the wonderful staff at AUTISMO2, first and foremost thank you to Kerri McDaniels de Rivera who is an ANGEL TO ME AND MY FAMILY, making herself available to me by blackberry morning, noon and night at times of need for support or intervention. However I cannot forget the staff and therapist who are so patient and worked one on one with Matias daily. (NANCY, MARCELA, SANDY, JAIME, Dr. Oriana) if I have forgot someone I am sorry but I don’t think I have, we love each and every one of you. I do and forever will spread the word about what Kerri has done for my family and what she continues to do to help other families in desperation to help their children.

 I hope to one day have the chance and time to dedicate myself as their public relations liaison. This centre needs donations and help, they work miracles on children and not enough people know about them. Although Matias is not completely finished I can finally see a good future for this little boy. As am a single working Canadian mom living in a foreign country away from any family for support. Matias would not be going to a regular classroom in a primary school in August if it wasn’t  for the love, dedication and support from Kerri and her Staff at Autismo2.  These last two years have been the most expensive of my 4 years in Mexico. We had no one to help my little boy eccept for Kerri along with her friends, also her fundraising efforts, that helped make Matias recovery possible. We are and will be forever grateful they are the only ones who came through for HIM. I know that this testimony is long but I simply express exactly how grateful I am.  

 I have learned that not all children recover as quickly as other with the biomedical treatment. I believe because of the love, discipline, and strict schedule I upheld as directed by Kerri and her staff for the last two years. “Jenna” Matias big sister being the glue that held it all together in my absence went as far as learning some of the techniques used at the centre and being as interested as a 16 year old sister can be with her little brothers condition. 

This message is for all other mom’s facing one of the similar battles… don’t give up! They are only children and they need you to fight for them at whatever costs needed ….weather it be TDHD, Autism… IT CAN BE BEATEN!!

With much love Colleen, Jenna and of course Matias Fernando Garcia Mitchell.


MARÍA JOSÉ

Hola mi nombre es Montse, y soy mamá de una niña diagnosticada con Trastorno Generalizado del desarrollo que es utilizado por profesionales para referirse a niños con autismo y trastornos relacionados.

María José nació el 01 de diciembre de 2006. Al nacer respiro y lloro inmediatamente, fue dada de alta junto conmigo reportando un estado de salud excelente y una calificación APGAR de 10. Al salir del hospital ella succionaba para alimentarse perfectamente, dormía muy bien, era una niña muy tranquila.

María José tenia un desarrollo perfectamente normal. Sostuvo su cabeza antes de los dos meses, empezó a comer alimentos sólidos sin problema a partir de los 5 meses. A los 6 meses ya decía sus primeras palabras: mamá, papá, hola, agua, tita. Siempre fue una bebé muy alegre, sonreía a todos, jugaba con sus pies, comía alimentos sosteniéndolos con sus manos, decía hola y adiós con sus manitas.

María empezó a gatear aproximadamente al año, siempre consulte con su pediatra acerca de su desarrollo y el solo me decía que lo que tenía mi hija era que estaba muy mimada por su mamá y que por eso estaba tardando más en hacer las cosas.

Al año la lleve a que le aplicaran la vacuna que corresponde a esa edad, a partir de ese momento empezamos a ver cambios significativos en su comportamiento, ya no era tan alegre, no comía bien. Para esta fecha y después de meses de estimulación temprana ella gateaba, ya se paraba, seguía objetos, era capaz de introducir bloques de distintas formas en juguetes.

Un mes después el pediatra me recomendó que le aplicara la vacuna de la tuberculosis, argumentando que era el momento ideal para hacerlo porque ella ya tenía el desarrollo acorde a su edad. Se le aplicó la vacuna y el pediatra me dijo que no causaba ningún tipo de reacción. Al llegar a casa la bañamos, ceno, y la notaba como “irritada”. Al día siguiente ella ya no gateaba, ya no hablaba, no tenía contacto visual con nosotros y dejo de tomar objetos con sus manos. Al mismo empezaron berrinches incontrolables, ya no jugaba con nada, ya no era más la niña que acostamos esa noche, al día siguiente yo tenía en mis brazos a una niña totalmente diferente a la que yo tenía.

En ese momento empezó la lucha por saber qué es lo que estaba pasando con mi María José, como mamá yo sabía que algo no estaba bien, fui infinidad de veces con el pediatra y él me decía siempre lo mismo, que estaba consintiendo demasiado a mi hija y que por eso ella era tan “berrichuda”, incluso me decía que si no le gustaba lo que yo le daba de comer, que la dejara que se hambreara para que ella empezará a comer. Yo iba una o dos veces a la semana para que me la revisara porque yo insistía que ella no estaba bien. Al mes de la vacuna de la tuberculosis María José empezó con diarreas espantosas, vómitos; de nuevo la llevamos al pediatra, nuevamente dijo que no tenía nada, pero en esta ocasión me dijo que la que estaba enferma era yo, que yo tenía serios problemas psicológicos y le dijo a mi esposo que lo más recomendable es que mi esposo me quitara a mis hijos porque yo era peligrosa para mis hijos.

Una amiga de mi mamá que tiene dos sobrinos con autismo nos comentó que María José tenía autismo, en ese momento yo me enojé bastante porque no podía aceptar que mi niña tuviera AUTISMO, me parecía algo tan lejano…. Pero la duda ya estaba dentro de mí y empecé a investigar en internet síntomas de autismo, cuando leía en una página y en otra las características del autismo me asusté al ver que María José encajaba en muchas de las características que se enlistaban en todas las páginas.

Me recomendaron que la llevara a que tomara sesiones de TOMATIS, fuimos a la entrevista de valoración y me dijeron que María José no tenía nada, que no tenía autismo, y que ella estaba así porque yo le había transmitido mi depresión post-parto y que lo que pasaba con María José era que era demasiado nerviosa y que con las 4 fases de TOMATIS iba a recuperar a mi hija. Empezamos con las sesiones sin ver resultados o cambios significativos, fue entonces cuando la llevé con el “supuestamente” mejor neurólogo pediatra de Guadalajara, el me dijo que María José tenía Síndrome de Rett, un término totalmente desconocido para mí. Le hicimos estudios, y todos arrojaban resultados normales, su cerebro es de tamaño normal, su mielenización y materia gris son normales, función completamente normal. Aún así el neurólogo siguió asegurando que María tenÍa Rett.

Al mismo tiempo que seguíamos con TOMATIS, empezamos con terapia en UPALE, terapia con caballos (HIPOTERAPIA).

Terminamos las 4 fases de TOMATIS y no vimos nada de cambio, al contrario, cada vez se ponía más nerviosa. En esa etapa perdió todas las habilidades motoras.

Por meses pasaba todo el día buscando información en internet acerca de Autismo, Rett, pasaba las noches en vela tratando de buscar ayuda para mi hija. Al año 4 meses nos enteramos que un amigo de mi esposo que es médico Linca, y ayudaba a niños con autismo, la llevamos y empezamos la dieta libre de gluten, caseína, y soya. Nos empezó a dar suplementos. Como María no comía nada nos dijo que si a ella le gustaba la leche de soya que se la diera. Pasaron 4 meses y no vimos ningún cambio en María José.

En esa misma fecha mandamos a hacer la prueba genética para descartar o confirmar si nuestra hija tenía o no Síndrome de Rett. Los resultados durarían 5 semanas en estar listos, fueron semanas angustiantes pero la respuesta fue satisfactoria, no encontraron mutaciones en el gen mecp2.

Por medio de una amiga de mi hermana que estaba llevando a su hijo a la clínica de autismo en Puerto Vallarta me puse en contacto con Kerri Rivera. Le mandé el caso de María José por email e inmediatamente me respondió y me dijo lo que teníamos que hacer con María. Una semana después nos vimos en Guadalajara y empezamos a hacer la dieta GF, CF, SF bien hecha y empezamos a dar suplementos poco a poco. El mismo día en que Kerri me dijo que teníamos que hacer Cámara Hiperbárica empezamos con las primeras 40 sesiones, El cambio en María José fue notorio, empezó a tener un poco de contacto visual, de nuevo sonreía. Con las sesiones de ozonoterapia ella empezó a regularizar su función intestinal que para ese entonces tenía serios problemas de estreñimiento.

En agosto la lleve a Vallarta para su primera quelación. Nunca podré olvidar la hospitalidad con la que Kerri nos recibió en su casa, dispuesta a ayudar en todo. Con la quelación el cambio fue notorio. Al día siguiente de la quelación María empezó a sonreírnos de nuevo como antes, poco a poco empezó a comer, había cada vez más contacto visual. De aquí en adelante todos los cambios han sido favorables en María José. Aún no habla, pero expresa muy bien cuando algo le gusta, o tiene sed, o su pañal está sucio Se emociona mucho cuando ve a su papá y a sus hermanos. Hasta la fecha María ha tenido 60 sesiones de cámara hiperbárica, 3 meses de ozono rectal y 9 quelaciones.

En enero de 2009 le realizaron un EEG a María José y nos enteramos que está presentando actividad alta cerebral. Antes de tomar la decisión de dar o no medicamentos a María José consultamos con Kerri los pros y los contras de medicarla ya que ella nunca ha tenido convulsiones, en este momento tuvimos todo su apoyo y como siempre desde el momento que la conocimos nos ayudo a tomar la mejor decisión.

A la fecha María José identifica a su hermano perfectamente, a sus tíos, abuelos, juega mucho con su papá, lo extraña cuando no está, llora cuando su hermano hace un berrinche, llora cuando se golpea, demuestra celos cuando abrazamos a su hermano, come perfectamente, su digestión es prácticamente normal, tiene contacto visual, le encanta interactuar con los demás. Ya nos hace cariños, nos da besos de vez en cuando. A veces muestra interés por tomar objetos de nuevo.

A diferencia de muchos niños con autismo que alcanzan un desarrollo motor normal, mi niña aún no camina, tenemos 9 terapias de neurodesarrollo a la semana (hidroterapia, neurodesarrollo, bobath) tiene terapias de integración sensorial, lenguaje y ocupacional, cada día va tomando fuerza en sus piernas, pero siempre teníamos la duda de si iba a caminar o no.

Dra. Jo nos dio la mejor noticia de nuestra vida al revisar el caso de María, verla como da sus primeros pasos con ayuda y confirmarnos que si va a caminar. No puedo describir la alegría que nos dieron sus palabras y sobre todo el escuchar que la ve bien. Es realmente alentador escuchar de boca de un médico DAN que entiende la condición de los niños con autismo, que es exactamente lo que se tiene que hacer con cada caso en particular.

Todos en la Clínica Autismo te hacen sentir como en casa, siempre te reciben con una sonrisa en la boca, siempre dispuestos a ayudar. Bryan siempre es extremadamente cuidadoso al momento de hacer las quelaciones. Desde el primer momento en que lo conocí depositamos en sus manos toda nuestra confianza para hacer cualquier cosa que se tuviera que hacer con María José. Más que un grupo de personas que trabajan en un lugar, cada una de las personas que laboran en la clínica forman una gran familia.

Cuando conocí a Kerri se acabó la búsqueda obsesiva de buscar soluciones en un lugar y otro, como familia tenemos plena confianza de que estamos en las mejores manos, y que podemos contar con la ayuda Kerri, durante el tratamiento de María José.

Nunca podré dejar de agradecerle a Dios el que haya puesto en nuestro camino a Kerri, siempre dispuesta a ayudar, a resolver cualquier duda, a tener siempre palabras de aliento, de consuelo cuando llegan momentos de desesperación. Siempre preocupada por saber cómo va avanzando María José. No hay palabras para describir cómo ha cambiado la vida de nuestra hija gracias a la ayuda de Kerri, para nosotros como familia el haber conocido la maravillosa labor que Kerri hace día a día para ayudar a tantos niños, su entrega y gran corazón nos ha abierto un abanico de enormes posibilidades de recuperación tanto de María José como de cada uno de los niños que son atendidos en la clínica. Es tanto lo que Kerri ha hecho por nosotros que no hay palabras que describan la maravillosa persona que es y es prácticamente imposible encontrar forma de agradecer su entrega incondicional, su hospitalidad y su sincera amistad.

Nuestra vida cambio completamente en el momento en que tuvimos el diagnostico de María José. Pasamos por la etapa de negación, de aceptación, vivimos el duelo de haber perdido de cierta forma a la hija con la que siempre habíamos soñado, pero nunca perdimos la fe y nunca nos dimos ni nos vamos a dar por vencidos. Sabemos que cada día es una nueva oportunidad para hacer de este mundo un mundo mejor para nuestra hija y que Dios puso en nuestras manos un tesoro maravilloso: María José.

Te amamos María José y te agradecemos por darle sentido a nuestras vidas.

Papá, Mamá y Andrés.

Kerri, Gracias por todo, te quiero: María José.


JENNY

Hola me mi nombre es Irene y soy mama de una linda niña llamada Jenny. En estas líneas voy a relatarles lo que hemos vivido y estamos viviendo con Jenny y su autismo.

Jenny fue una niña normal, tranquila y alegre hasta que llego al año de edad donde vimos un cambio muy triste y desolador para nosotros porque empezamos a ver a nuestra niña con muchos problemas de salud; para empezar inexplicablemente lloraba todo el día y por la noche igual, casi no dormía, no comprendíamos porque lloraba o que le pasaba porque Jenny no hablaba y no había comunicación con ella, notábamos que su pancita siempre estaba inflamada así que le dábamos medicamentos para calmar sus dolores pero estos fueron aumentando, cada vez mas seguidos y mas fuertes hasta que llego al limite en que ni con los medicamentos podíamos calmarlos.

Acudimos con el medico para que la examinaran, nos mando hacerle un estudio de su estómago pero el resultado fue que su intestino era demasiado lento y estaba inflamado, tenia que hacerle comidas ligeras para que cuando fuera al baño no hiciera gran esfuerzo. Seguimos las recomendaciones del medico pero aun así la niña seguía igual. Paso el tiempo y Jenny empezó con estreñimiento severo al grado de que para que hiciera del baño teníamos que hacerle lavados intestinales o darle alimentos ricos en fibra; así pasamos tres años viéndola sufrir fuertes dolores y a consecuencia del estreñimiento le salieron dos hernias en sus ingles que conforme iba pasando el tiempo le crecían mas, también sus convulsiones fueron aumentando desde leves a fuertes y con mayor frecuencia; cuando dormía nos sentíamos impotentes al ver que tantas cosas se le estaban complicando a nuestra hija pues por mas que nos moviéramos con doctores o estudios no teníamos algún diagnostico aunque nos decían que podía ser autismo pero no nos explicaron en que consistía así es de que anduvimos a ciegas con una enfermedad que no conocíamos y no sabíamos como combatirla.

Gracias a Dios encontramos a un pediatra muy bueno que al ver nuestra situación decidió atendernos sin cobrarnos las consultas, el doctor atendió a Jenny por cinco meses, hizo lo que pudo con ella pero tampoco miramos mejoría en su salud. Mi esposo y yo le agradecemos hasta el alma por todo aquello que hizo pues aparte de ser el pediatra de mis hijos, sabía escucharnos, para todos nuestros problemas y crisis siempre tenia un consejo para levantar nuestros ánimos y seguir adelante, gracias Dr. por todo lo que hizo y que Dios lo bendiga.

Gracias a este Dr. nos enteramos de la clínica de Autismo Bebepingo, nos comento que ahí podrían ayudarnos con lo que tenía Jenny; acudimos a la clínica y al empezar a relatar todo lo que padecía y la conducta no muy normal que mostraba nos dijeron que nuestra hija tenia autismo, nos explicaron que era, porque presentaba sus dolores de estomago y nos comentaron que todo esto mejoraría simplemente con una dieta libre de gluten, caseína y soya y que aparte seria complementada con probióticos vitaminas y minerales; iniciamos la dieta en marzo de 2007 y cinco meses después vimos excelente mejoría en su comportamiento, estaba mas tranquila, ya no lloraba tanto, la agresividad disminuyo, por las noches dormía tranquila y sin dolores de estomago, sus convulsiones disminuyeron y su estreñimiento fue mejorando también, ya empieza a tener comunicación con nosotros, ya apunta con su dedo las cosas que quiere.
Para septiembre de 2007 tuvo sus primeras sesiones de oxigenación en la cámara Hiperbárica, hicimos un tratamiento de 20 sesiones y también notamos buenos resultados, ya mostraba gestos de dolor, cuando le hablo me pone mas atención y su contacto visual mejoro.

En noviembre del mismo año iniciamos con su quelacion, la cual sirve para sacar los metales del cuerpo y también observamos buenos resultados, sus convulsiones han disminuido, ha mejorado su conducta ya podemos estar entre la gente sin que Jenny se exalte o llore, con las quelaciones que llevamos empezó a decir sus primeras palabras, dijo mama, no saben la emoción que sentí al escuchar estas palabras viniendo de su boca y escuchar su voz pues a sus cinco años yo estaba perdiendo la esperanza de que mi niña hablara pero ahora se que si es posible que Jenny hable gracias a todos estos tratamientos que hemos llevado al pie de la letra y que nos ha costado mucho trabajo pero vale la pena porque en un año de tratamiento hemos visto y estamos viendo mucha mejoría en Jenny, yo nunca pensé que llegaría a estar en la paz y tranquilidad que ahora estamos viviendo y todo gracias a la Clínica de Autismo pues cuando llegamos estábamos mal, casi al borde de la locura.

En esta carta también le quiero dar las gracias a Kerri Rivera que fue como un ángel para nosotros porque sin su ayuda para llevar a cabo todo este tratamiento no haya sido posible la mejora en la salud de mi hija ya que nosotros no contamos con el dinero para sustentar todos los gastos del tratamiento, gracias a todas aquellas personas que aportaron sus donaciones para que Jenny y otros niños siguieran con sus tratamientos y continúen mejorando porque sin ustedes no hubiéramos podido seguir adelante y yo no estuviera contando todas estas cosas que son maravillosas.

También quiero agradecer a todos los que laboran en la clínica porque siempre estuvieron ahí para atendernos muy amables y para orientarnos en cualquier duda, gracias porque también ustedes fueron importantes para llevar a cabo el tratamiento de Jenny, que Dios los bendiga.

Gracias por hacer clic en nuestra pagina de Internet y poder leer un poco de nuestra historia pues lo que haya podido escribir es poco en comparación con lo que hemos vivido con Jenny y su autismo pero gracias a Dios y a la atención del personal de la Clínica Hiperbárica y de Autismo hemos logrado salir de un laberinto que parecía no tener salida. No me canso de agradecerles y estoy segura de que si Jenny hablara también les diría gracias.

ATTE. Irene


Stephane

Tal vez mi historia sea similar a muchas, tal vez muchas madres se van a identificar conmigo al leer estas notas.

Stephanito tuvo un desarrollo 100% normal, sostuvo su cabeza, se sentó, caminó, y “habló” a tiempo. Al cumplir un año el niño decía papá, mamá, ya, no, agua, hacia ojitos, daba tope borrego, asentaba con la cabeza el “ven”, apilaba bloques…en fin era un bebe perfectamente sano.

Al cumplir 1 año 3 meses se enfermó del estomago muy seriamente, estuvo 1 semana con vomito y diarreas incontenibles…hasta la fecha no se sabe que fue…el niño fue tratado con antibióticos.

Hablar de su esquema de vacunación? Se completo TODO.

No se afirmar si alguna vacuna fue la “responsable” del cambio de Stephane. Pero el niño comenzó a bajar en su rendimiento y enmudeció! Su pediatra nos “puso el ultimátum” que si el niño no hablaba a los 2 años teníamos que ver a un neurólogo. La pediatra me hizo preguntas, que si el niño se aislaba, que si el niño giraba objetos y yo inmediatamente le dije NO ES AUTISMO DOCTORA. A lo que me contestó vamos a ver al neurólogo.

Después de esa noche en donde mi única compañía era el internet vi que mi niño encajaba en todos y cada unos de los parámetros del espectro autista.

A cinco calles de la casa está todavía una terapeuta del lenguaje, pensé que si ese era el problema que tomando terapias se podía solucionar….nunca pensé lo que más tarde sucedería. Entramos mi esposo, el niño y yo…Stephane ya de 2 años…le dije que el niño no hablaba nada y después de 15 minutos de preguntas, me la soltó directo LE HAN DICHO QUE SU HIJO TIENE CONDUCTAS AUTISTAS, LO HA VISTO ALGUN NEUROLOGO?

En ese momento sentí que la sangre se me iba a los pies, no supe que decir ni que hacer…solo le comenté que llevaría al niño dos veces por semana a terapia. A la larga abandonamos esa terapeuta.

Días después…cita con el neurólogo…..vio al niño y dijo “el desarrollo se compone de 5 grandes ramas: Lenguaje, adaptación, motricidad fina, motricidad gruesa, relación social…en el caso de Stephane veo que varias de las ramas están afectadas…es necesario realizar una evaluación de desarrollo que nos diga en donde está ahora Stephane.

A los 3 días se realizó la evaluación, pero antes desvelar al niño para un electroencefalograma….1 mes después los resultados. Déjame decirte que ese mes ha sido el más largo y angustiante de toda mi vida….pasé noches de duelo, lloraba todo el día, no quería comer…mi vida estaba destruida….yo muy dentro de mi sabía que había un problema serio….todos me decían no es autismo, la misma terapeuta ocupacional que realizó la evaluación me dijo NO ES AUTISMO, tranquilízate, los niños con autismo son diferentes, Y entonces que pasaba con mi hijo? Que dios mío, ¿qué? Un mes después el diagnostico: Trastorno generalizado del desarrollo no especificado en espectro autista….que es? Dentro del espectro autista hay 3 grandes “ramas” trastornos del desarrollo, síndrome de atención e hiperactividad, y autismo (leve a severo), tratamiento? NO HAY, el neurólogo receto Risperdal LLEGANDO A CASA ROMPI LA RECETA…estaba decidida a sacar a mi hijo adelante sin drogas, sin calmantes.

Leí todo lo que se me aparecía en internet, TODO, en español, en ingles en lo que fuera y yo entendiera. Y me entero que en USA hay miles de casos de niños recuperados de autismo, miles! Esa fue una lucecita en mi vida sombría.

El diagnóstico me lo dieron el 3 de septiembre del 2007, un día después el niño ya estaba en clases de estimulación temprana, lo cual a la larga fue detonante junto con las terapias para todas las mejorías de Stephane.

Un día navegando por internet encuentro la historia de Daniel Knowles un niño recuperado de autismo, en donde su madre habla de cómo salvó a su hijo del autismo…lo leo y le enseño corriendo a mi esposo: Mira mira, lee esto, lee….dieta libre de gluten y caseína cambia la vida de los niños como Stephane…así fue como el 12 de octubre del 2007 Stephane dejo de comer trigo (soya) y derivados, así como todos los lácteos, colorantes y saborizantes artificiales.

Una doctora en el D.F.le mando un sin número de vitaminas, minerales y unos estudios que no realizan en México, solo en USA.

Estos eran pruebas de ácidos orgánicos, presencia de levaduras, alergias alimenticias y metales en pelo. Realizamos todo excepto metales en pelo…más tarde les digo el porqué.

Alergias alimenticias NADA, Levadura y cándida suficiente para tener un problema de disbiosis intestinal, presencia de bacteria clostridia. Comenzamos a atacar todo y el niño milagrosamente fue mejorando día a día, día a día….Stephane no veía a los ojos, no le gustaba lo tocaran, no hacía caso por su nombre, no podía sentarse un minuto, no toleraba ciertas consistencias o textura, era muy selectivo en la comida…..hoy 1 año 9 meses después STEPHANE ES OTRO.

Así pasaron los meses aumentando suplementos, terapias, clases, etc.

Yo sabía que teníamos que realizar el estudio de metales para ver si el niño estaba intoxicado o no, pero lo dejábamos y lo dejábamos…hasta que un día después de ver muchos videos en internet, leer muchos protocolos en USA….descubrimos que la mejor quelación era via intravenosa , porque la oral prolifera las levaduras en el estomago, por supositorios y trasndermal es cosa del pasado no sirven para nada…y lo actual, mejor y más rápido intravenosa.

Veo que en México nadie la realiza excepto una clínica en Puerto Vallarta llamada bebepingo, jamás te juro, jamás pensé en poder ir a Vallarta a quelar a mi hijo, nunca, sobre todo por el gasto que esto representaba….sin embargo un dia escribí a su directora…Kerri Rivera….una mujer que desde un principio te da confianza, te da ánimos y te dice HAY QUE BUSCAR RECUPERAR A TU HIJO, TODO O NADA, TENEMOS QUE HACER UN CHALLENGE, RECOLETAR ORINA Y MANDARLA A USA. Todo parecía muy fácil pero como siempre el dinero era lo que nos detenía.

Sin embargo un día , estando en casa de mis suegros se nos ocurre ver una aerolínea que sale de Toluca, y los boletos de avión viaje redondo a Vallarta $600.00 (60 dólares) por persona…eso solo podía ser obra de dios que nos lo había puesto. Y así fue…le avisamos a Kerri que llegaríamos el 24 de febrero….ella no permitió que nos quedáramos en un hotel…nos ofreció su casa a mi hijo, esposo y a mi….lo que yo pueda contar de Kerri Rivera es poco….públicamente Kerri, quiero darte las gracias por tu hospitalidad, por abranos las puertas de tu casa, de tu clínica, de tu vida, por ser el ANGEL de rescate de mi hijo, yo sé que si te necesito a las 2 de la mañana estarás ahí para ayudarme, eso solo tiene un nombre AMISTAD! GRACIAS KERRI!

Ok, llegamos a casa de Kerri, conozco a Patrick un pequeñito encantador, lleno de vida, sonriente, su hijo amado! Dios lo bendice siempre. Nos vamos al día siguiente a la clínica y hacer la prueba. 10 días después los resultados: Mercurio. Plomo y talio MUCHO! Y así mes con mes vamos a Vallarta a terapia de quelación hasta que un dia me dice Kerri que había una MANO en México que estaba haceindo quelaciones IV en niños…era un milagro! La Dra. Josefina Corona (además de ser gran doctora un extraordinario ser humano) termina el tratamiento de desintoxicación de Stephane, aquí el en DF realizamos 8 o10 quelaciones mas no lo recuerdo, repetimos estudios y aunque aun se detectaron algunos metales decidimos darle al niño un tiempo.

Hoy, a casi dos años de comenzar el protocolo DAN, todo en la vida de Stephane ha cambiado, sigue con dietas, suplementacion, terapias, comenzara en clases de natacion…y hace dos semanas realizamos una nueva valoración de desarrollo para que ver como esta el niño. El resultado: DEFICIT DE ADQUISICION DE LENGUAJE Y ATENCION EN PROCESO.

El niño ha perdido casi todas las características por las que fue diagnosticado hace casi dos años con TGD.

¿El consejo? Luchar siempre al lado de tu hijo, no detenerte ante nada ni nadie. Aunque tenemos un camino largo que recorrer aun, vamos gracias a Dios haciendo lo correcto.

Veronica Tuhaire


Pepe Toño

Hola. Soy mamá de Pepe Toño, un niño de 7 años y medio con trastorno general del desarrollo tipo celiaco. Pepe nació a término y con un Apgar de 9/10. Todo parecía estar bien, sin embargo nunca pudo alimentarse directamente de mí y para evacuar necesitaba ser estimulado con supositorios. A los pocos días de nacido comenzó con fuertes vómitos y el doctor comentó que el bebé tenía un intestino inmaduro y reflujo, y empezó a medicarlo. Cada vez se necesitaban más y más supositorios para poder expulsar los gases y evacuar. A los 2 meses era un niño con mucha flema, incluso en una ocasión dejó de respirar y se alcanzó a poner morado al atorársele una en la garganta. Para los 3 meses su apetito empezó a disminuir y en el transcurso de una semana de 8 oz por toma pasó a solo 2oz. Según el doctor todo esto era normal, que así son los niños.

Al final de esa semana el niño no dejaba de llorar, que nunca nos había pasado, no quería comer y dejó de orinar. Cuando por fin el doctor nos hizo caso, luego de casi 10 llamadas ese día, nos vimos en el hospital. El niño había llegado ya en segundo grado de deshidratación. Estuvo internado 3 días y no se supo la causa. El doctor nos hizo probar distintos tipos de leche hasta ver cuál aceptaba. Desde entonces su peso siempre estuvo por debajo de lo normal. Al mes siguiente, como no aumentaba de peso lo suficiente, incorporó el cereal a su dieta y empezamos a darle frutas. Sin embargo, aunque Pepe Toño comía muy bien, no subía de peso lo suficiente, sus problemas estomacales seguían y decidimos consultar un homeópata.

El homeópata nos confirmó que el niño tenía un intestino inmaduro y que no tenía reflujo sino que estaba muy intoxicado con tanto medicamento. Con su tratamiento la mejoría fue impresionante, al día siguiente empezamos a necesitar menos supositorios, sus vómitos disminuyeron y el niño ya no tenía tanta molestia. A los seis meses el niño empezó a evacuar sin estimulación y el tratamiento con el homeópata se terminó.

Buscamos otro pediatra, y éste en la primera consulta no dijo que el niño presentaba un cierto retraso en el desarrollo, nada de importancia y que no había nada que hacer, que con el tiempo se emparejaría a los otros niños. Sin embargo, cada vez era más notorio su retraso en el desarrollo. Pepe Toño caminó al año siete meses. A los cuatro años su lenguaje era muy pobre, su coordinación y equilibrio eran muy deficientes y tenía muchos problemas de aprendizaje. Era un niño enfermizo y que había presentado ocasionalemente reacciones alérgicas en la piel. Había empezado a tener episodios de diarreas desde totalmente líquidas a solo sin forma que podían durar más de un mes. Se le practicaban estudios de laboratorio y, aparentemente, no se detectaba nada de importancia, entonces el doctor no le daba nada, decía que eran alérgicas y que solas se le quitarían. Y así cada vez esos episodios eran más frecuentes y cada vez más largos.

En febrero de 2007 empezamos a darle suplementos de proteína de bovino y su aprendizaje, atención y motricidad gruesa mejoró bastante. Aprendió a andar en triciclo y a nadar. En la escuela al final del curso ya se había emparejado con sus compañeros en cuanto a sus conocimientos, pues sus habilidades de motricidad fina aún eran deficientes. Sin embargo, sus diarreas y el bajo peso seguían y el lenguaje expresivo mejoró como para ser entendido por las personas que lo trataban cotidianamente, pero no por los extraños.

En octubre de 2007, viendo el programa de Enigmas Médicos en el Discovery Health vi el caso de un niño celiaco que presentaba un notorio retraso en su desarrollo. Ahí me di cuenta de que eso era lo que tenía mi hijo. Le pedí a su pediatra que empezara con los estudios necesarios y la alergia al trigo salió altísima, sin embargo, el estudio de anticuerpos antiendomisio salió negativo. Vi varios doctores para esto y sus diagnósticos eran tan distintos, desde que el niño padecía algo muy grave manifestándose con un síndrome de mala absorción y desnutrición, pero asegurándome que no era celiaco pero sin saber qué era, hasta decirme que lo único que tenía el niño era una madre “muy nerviosa”. Sin embargo, la información sobre la enfermedad celiaca que yo había investigado coincidía perfectamente con la historia de mi hijo.

Fue a finales de noviembre que me enteré que la Dra. Joe iba a estar en Puerto Vallarta en la Clínica de Kerri, a la que nunca había ido. Para ese entonces Pepe Toño llevaba ocho semanas con diarrea incontrolable, en sus evacuaciones podía verse toda la comida sin dirigir, y además de no haber subido de peso en casi dos años, para ese entonces había perdido un kilo, y tenía un mes con dieta sin trigo y sin leche. Estaba desesperada.

En cuanto la Dra. Joe lo vio, me dijo que el niño tenía un trastorno del desarrollo tipo celiaco, y me recomendó la dieta libre de gluten y caseína. Le comenté que ya la estaba haciendo y nada había pasado. Entonces nos recomendó la dieta de carbohidratos específicos, muchos probióticos y muy pocos suplementos, solo los más necesarios, pues con las diarreas tan fuertes, no iba a asimilarlos. Nos íbamos a dedicar primero a arreglar el intestino: la dieta era INDISPENSABLE, nos ayudaríamos con sesiones en la cámara hiperbárica y, después, con ozonoterapia.

NOS CAMBIO LA VIDA. Al mes Pepe Toño dejó de tener diarreas. Ha habido recaídas, unas muy fuertes, como lo dice el protocolo DAN. Sin embargo, cada vez está mejor. Su color es otro y está empezando a vérsele un poco de músculo, su cadera por fin ha aumentado, así como estatura y un poco el peso.

A los seis meses de la dieta, Pepe tuvo un avance en su maduración de 2 años (según dos evaluaciones distintas, una en la escuela primaria a la que entrarìa y otra en su terapia). A los 7 meses de haber estado con la Dra. Joe, empezamos un tratamiento con secretina. Inmediatamente empezó a mejorar aun más en la escuela. Las maestras cuando me vieron me comentaron que su coordinación mano-ojo ya era normal y que su ubicación espacial era otra. No podían creerlo. La maestra de inglés se sorprendió cuando al evaluarlo para el fin de cursos le dijo los números y los colores. En los tres años que estuvo en esa escuela jamás había intentado siquiera hablar en inglés. Incluso a mí me pide que le ponga la música de su curso de inglés para cantarla.

Una vez iniciado, el proceso de lecto-escritura ocurrió normalmente, en el tiempo esperado para cualquier niño sin problemas de aprendizaje. En cuanto a las matemáticas, es un niño que aprende con mucha rapidez, con exámenes excelentes.

Y lo mejor de todo, el carácter del niño ha mejorado mucho, ya no está irritable, Sus ideas son prácticamente acordes con su edad. Su lenguaje de comprensión está normal, su expresión también ha mejorado, tanto en estructura como en articulación, al punto de poder llevar una conversación incluso con extraños (es muy sociable). Cuando lo vez jugar con otros niños, la diferencia ya no es tan notoria. Nuestros familiares constantemente nos dicen que ya casi no se le nota nada, y que ahora ya le entienden perfectamente todo lo que dice.

Ahora ya han pasado un año con ocho meses desde que llegamos a la clínica de Kerri con la Dra. Joe. La semana pasada recibimos sus calificaciones de su desempeño en el primer año de primaria. En la escuela, a la hora de inscribirlo, nos habían sugerido que repitiera el tercero de preescolar, que de lo contrario lo más probable sería que Pepe Toño no tuviera un buen año escolar. Sin embargo, no desistimos, lo metimos al primer grado de primaria y, gracias a Dios, no sucedió así. Pepe asistió todo el año con una monitora de medio tiempo y logró excelentes resultados. Su promedio final fue de 9.70. Cabe aclarar que casi todos los exámenes (excepto algunos de español) fueron iguales a los realizados por sus compañeros y el niño los hizo él solo, sin ayuda.

En cuanto a las tareas, al principio yo tenía que estar con él para que pudiera hacerlas correctamente. Al final él hacía completamente todas las tareas por sí mismo sin nada de ayuda, y las hacía correctamente y en el tiempo esperado. En la escuela no podían creer el desempeño del niño. Ya al final, las últimas 3 o 4 semanas la monitora le permitió quedarse en las clases inglés. Pues resulta que sí entiende y hasta participa. Claro que en esta área su desempeño es más bajo que el de sus compañeros, pero mejoró tanto como para que durante el segundo año de primaria ingrese a las clases de inglés de manera permanente.

En esta última visita de la Dra. Joe, hace menos de un mes, nos sugirió nuevamente un tratamiento antimicótico y empezar a quelar a Pepe Toño, pues en los estudios practicados salió que aun había disbiosis intestinal e intoxicación con mercurio. El tratamiento será de aproximadamente 6 meses y se pretende con esto eliminar las conductas estereotipadas que aun quedan y las recurrentes infecciones en el intestino. A la fecha su motricidad gruesa aún está bajita, pero la Dra. Joe nos dijo que eso es solo cuestión de ponerlo a hacer más deportes, e integrarlo a un equipo. Por ahora practica equitación y le está yendo muy bien.

En fin, esta es la historia de Pepe Toño, un niño que cada vez se acerca más a la normalidad. No ha sido fácil, la dieta es muy exigente, pero Pepe Toño la ha aceptado sin mucho problema. No es necesario andarlo cuidando, él sabe qué puede comer y qué no, no importa si alguien come al lado de él alimentos prohibidos. Sus medicinas las toma sin renegar. Asiste a sus sesiones de cámara hiperbárica y ozono con gusto. Incluso, al canalizarlo en las quelaciones se porta muy bien. Está consciente de que sentirse bien del estómago, poder hablar bien y aprender sin dificultad dependen en gran medida de lo que come, así como de sus suplementos y sus tratamientos. El siempre elige estar bien, y lo que depende de él, lo hace muy sencillo.


Dulio

Hola me llamo Silvia y tengo dos hijos, Dulio y Leonardo, son unos niños muy alegres traviesos y muy sanos pero uno de ellos tiene autismo.

Quiero compartir como ha sido la recuperación de Dulio.
Dulio nació por cesárea porque decían que tenia sufrimiento fetal ya que yo no presente los dolores del parto y habían programado el nacimiento entre el 12 y el 18 de diciembre aunque mis cuentas eran para el entre el 20 y 26 de Octubre, finalmente Dulio nació el 28 de noviembre de 1998. Dulio siempre lloraba todo el día y toda la noche, creía que era normal hasta que tuvo 6 meses, le empecé a notar que no era igual a otros niños, no volteaba cuando le hablaba, sonreía muy poco y siempre lloraba, su estomago se le sentía sofocado y le ponía remedios caseros como hierbabuena en te. Cuando cumplió un año empezó a caminar y a golpearse en la cabeza con el refrigerador o con sus manitas pero no hablaba ni balbuceaba. Cada mes lo llevaba a materno infantil al seguro y les decía que Dulio no hablaba y que lloraba y se golpeaba mucho para lo que la enfermera me decía que era flojo para hablar y que en cualquier momento se iba a soltar y en relación a los golpes me decían que era un niño muy caprichoso, siempre me decían lo mismo cuando iba a sus citas pero yo no estaba conforme con la respuesta así que empecé a presionarles para que me pasaran con un especialista.

Dulio cumplió 2 años y de estar con el medico familiar y me pasaron con el psiquiatra, este ordeno hacer un estudio para descartar sordera, sus resultados fueron satisfactorios pero le recetaron carbamazepina por tiempo indefinido y al no ver mejoría el psiquiatra lo refiere a neurología y el Dr. le receta metilfenidato ½ tableta por día y por tiempo indefinido. Dulio cumple 3 años y empiezan a hacerle estudios, cambiamos de neurólogos, y modificaron su tratamiento al no ver mejorías quitándole el metilfenidato que había tomado por 6 meses.

Dulio pasaba casi todo el día durmiendo, a los 5 años le recetaron Risperidona y Valproato de Magnesio mientras duraba el efecto de los medicamentos estaba como fuera de si, no hacia nada, se quedaba sentado y cuando se pasaba el efecto empezaba a llorar o de repente empezaba a reír y todo el tiempo se golpeaba, parecía como si no sintiera dolor, empezó a subir de peso demasiado, yo sentía impotencia, no sabia como hacer para que mi hijo no se golpeara y dejara de llorar, el que no pudiera hablar para mi no era tan importante, lo que yo quería era que ya no se golpeara; nunca vi mejoría en el, siempre estuvo drogado hasta los 7 años 11 meses.

Una psiquiatra me dijo que Dulio era un retrasado mental y que siempre iba a estar así y que cuando estuviera grande ya no iba a poder salir a la calle porque no media el peligro y que lo iba a tener que internar en una clínica especial para personas como el.
Tu como madre no quieres que pase eso con tu hijo por lo que empecé a buscar ayuda para que me dijeran como hacer para que el dejara de golpearse.
En la escuela empezó a hacer terapias desde los dos años, hacíamos sensorial pero Dulio se enfado, termino sensorial 1, 2 y 3 pero no quiso continuar; se salía del salón, se golpeaba, golpeaba a sus compañeros, era tanta su desesperación que lloraba y de repente se reía al mismo tiempo; tenia su pecho pellizcado, el solito se pellizcaba y se pasaba la mayor parte del tiempo dormido.
Cuando esperábamos el camión y este tardaba Dulio se irritaba y cuando nos subíamos gritaba mucho o se golpeaba la cabeza con el cristal de la ventana.
Platique con el director de la escuela porque Dulio ya no quería estar dentro del salón solo se quedaba mientras comía y después se quería salir, yo me sentía impotente porque no sabia como ayudar a mi hijo hacia todo lo que me decían pero no veía avance en el, lo miraba cansado entonces el director autorizo que fuera solo dos días a la escuela para ver si así se tranquilizaba un poco pero seguía igual, el director me mando a la Clínica de Autismo diciéndome que ahí me podían asesorar para que Dulio estuviera mas tranquilo.
Ese mismo día en la tarde, cuando Dulio salio de la escuela fui a la clínica. 17 de febrero de 2007 fue cuando llegamos, Dulio estaba muy irritado pregunte por la Sra Kerri, le dije que el director de la escuela Roberto Solís Quiroga me había mandado con ella para que me explicara como podía ayudar a mi hijo para que dejara de golpearse, no tuve que decirle como estaba, ella lo vio, se golpeaba, estaba muy desesperado y yo al igual que el. Platicando con Kerri me dijo que el autismo es evitable, tratable y curable y me explicó que Dulio tenia que llevar una dieta libre de gluten, caseína y soya y me platicó que el gluten es la proteína del trigo y la caseína la de la leche y sus derivados y me empezó a decir las reacciones que provocan en el cuerpo, que por eso Dulio lloraba y se golpeaba y cambiaba de humor y que si decidía empezar con la dieta la tenia que hacer bien, al cien por ciento para poder ver resultados, al principio me costo trabajo porque Dulio estaba acostumbrado a comer pura comida chatarra: pizza, hamburguesas, sándwich y quesadillas, el no quería otra cosa que no fuera eso pero le fui quitando poco a poco la harina. La leche si se la quite ese mismo día.

Empecé a ver a Dulio ansioso por querer comer lo que le había quitado, se metía a la tienda y destapaba jugos, abría papas, chocolates, se llevaba todo a la boca, se quería comer todo en el momento, con el paso de los días se fue calmando y acostumbrando a comer sanamente. A la clínica ya no fui porque económicamente no estaba bien pero seguí con la dieta y al mes de haberlos contactado fueron a buscarme para que llevara a Dulio a consulta con el Dr. Hernández, un medico que venia de la Ciudad de México, no tenia dinero para pagar la consulta y no podía creer lo que me estaba pasando, como una persona que había visto a mi hijo un solo día estuviera tan interesada en su recuperación, cuando fui a la clínica la primera vez no les di mi dirección y tenia poco de haberme cambiado de casa y eso me motivo mas porque vi que no estaba sola.

Dulio empezó a tomar vitaminas y suplementos como vitamina c, vitamina e, B6, calcio, magnesio, aceite de hígado de bacalao, gaba, taurina, entre otros. Ya para ese tiempo Dulio empezó a dejar de golpearse, a los 4 días fuimos con el Doctor, mi esposo y yo nos sorprendimos de verlo mucho mas tranquilo, dejo de llorar y aquí es cuando Dulio empieza a mejorar y puedo decir que ha sido rápida su recuperación porque estuvo 6 años 11 meses bajo el control de antidepresivos que solamente lo mantenían dormido o sedado porque una vez que pasaba el efecto volvía a golpearse la cabeza, se pellizcaba o lloraba, ahora de repente se golpea o llora pero ya no como antes.

Cada 2 o 3 meses le hacen estudios de sangre para revisar su hígado. En la clínica han estado al pendiente de Dulio, ya entró a la cámara Hiperbárica, lo hizo por 20 días una hora, dejo de babear; el 2 de Octubre del 2007 fue el ultimo día que le di la medicina que le habían recetado en el seguro, se la fui quitando poco a poco, ahora le están haciendo la quelacion, esta le está sacando los metales pesados de su cuerpo. Antes Dulio no obedecía ordenes ahora lo hace y también se ha hecho muy travieso, es muy ocurrente, siempre que hace alguna travesura se esconde para que no lo regañe o lo castigue y me da gusto que sea travieso, creo que es parte de su recuperación; desde que empezamos la dieta no se ha enfermado.

Si tienes un hijo (a) con las mismas características que las de Dulio no permitas que le mediquen ahora esta la clínica de Autismo, aquí se pueden recuperar. Estoy muy contenta y optimista de ver a Dulio que día a día se esta recuperando y estoy agradecida con Dios y con Kerri de que mi hijo este mejor; amo a mis dos hijos y por eso mismo si se les antoja un pan o un yogurt no se los doy, se las consecuencias que esto va a traer y no me importa no ir a fiestas o reuniones con amistades como lo hacia antes, me he alejado de algunas personas que no comprenden el porque de la dieta de Dulio pero mi hijo vale la pena y su recuperación también.

¡Gracias Kerri, Memo y todos en la clínica por el apoyo que le han brindado a mi hijo, gracias de todo corazón!.

Toño

TESTIMONIO DE LO QUE HEMOS Y ESTAMOS VIVIENDO CON TOÑO


¡Hola! Nosotros somos José y Rosa, padres de “Toño” un niño con autismo. En esta carta les comentaremos lo que hemos y estamos viviendo con el autismo de nuestro hijo.

Toño fue un niño tranquilo y normal como cualquier niño de su edad, hablaba, bailaba iba al baño solo e incluso cantaba, nos llenó de alegría cuando el empezó a hablar, de repente notamos cambios en nuestro hijo desde la concentración, hasta el habla. Toño se notaba distraído, no dormía las ocho horas se levantaba en la madrugada para jugar, cambió carritos, peluches y otros juguetes por cubos de distintos tipos como de madera y plástico, de distintos colores formas y tamaños, lloraba sin motivo, dejó de ir al baño, no nos miraba fijamente, dejó de contar los números completos, ahora los contaba hasta el diez y así, paulatinamente hasta que dejó de hablar.

Pensamos que nuestro hijo estaba dejando de escucharnos pues cuando le hablábamos simplemente nos ignoraba, fue cuando decidimos llevarlo con una audióloga nos dijo que todo en sus oídos estaba bien, así que nos canalizó con el neurólogo, este nos mandó a realizarle unos estudios para saber que fallaba en el cerebro de Toño, al ver los resultados nos dijo que nuestro niño padecía de autismo, así que nos canalizó al CAM, ahí a Toño le dábamos terapias de distintos tipos era un momento divertido y además nos unía como familia por que todos colaborábamos para apoyar a Toño, aunque Toño ha sido muy apegado a su hermana Rosy, ella nos a ayudado bastante con nuestro hijo porque pasa más tiempo con el. En la actualidad hemos visto mejoría en Toño sin embargo aun no habla y falta mucho para que sea independiente.

Por medio de unas alumnas de la escuela nos pusimos en contacto con Kerri Rivera, quien nos mencionó sobre la dieta sin gluten y caseína para Toño; a mediados del 2005 la empezamos, fuimos eliminando las cosas que no podía consumir, notamos cambios como mejor concentración, dejó de llorar, ya iba al baño y lograba dormir tranquilamente y nosotros también.

Toño dejó de asistir al CAM ya que uno de los encargados nos dijo: -“Toño ya está graduado, el CAM ya no tiene nada más para él.” Seis meses antes nos fueron quitando horas de asistencia y no nos apoyaban igual, entonces, cuando nos dijeron esto, supimos por que del trato distinto.

Kerri y nos dijo que iba a abrir una clínica para niños con problemas de autismo, nos invitó a la inauguración y estuvimos presentes fue una experiencia inolvidable pues tuvimos la oportunidad de dar gracias a Dios junto con los familiares y amigos de la Sra. Kerri de Rivera, oramos porque todos los niños que entraran a esa clínica que se recuperaran y que sus familias siempre estuvieran a su lado.
Empezamos a asistir a la clínica, en diciembre del 2006 iniciamos una nueva dieta baja en oxalatos y junto con la dieta sin gluten y caseína a la cual le agregamos suplementos alimenticios y probióticos vimos resultados mejores aunque al poco tiempo eliminamos la dieta baja en oxalatos por indicaciones médicas.

Se dio inicio al tratamiento de quelación intravenosa semanal así como análisis de laboratorio para ir vigilando sus avances, esto con buenos resultados.

La verdad este tratamiento vale la pena, , si nos apoyan es mucho mejor; hace unos días pensábamos pagar la deuda que teníamos en la clínica pero después de pagar íbamos a dejar de asistir pues es muy costoso, nos dolía esta alternativa era como tirar a la basura todo el trabajo realizado por nuestro hijo, sin embargo en esos días hubo una familia que donó dinero para el tratamiento de Toño, la deuda bajó, la verdad eso fue como una señal para seguir luchando por Toño; hay gente que nos a apoyado, de todo corazón deseamos que Dios los bendiga, gracias por habernos ayudado

El 28 de diciembre de 2007 Toño comenzó con su primer sesión de veinte en la cámara hiperbárica, por que hubo un alma caritativa que pagó para que nuestro hijo pudiera empezar, mi esposa recibió la llamada del administrador de la clínica y no lo podía creer pues aquí en México ese día se celebra el “día de los Santos Inocentes” y se juegan bromas, ella no lo podía creer cuando le dijo que con la salud no se juega, lloró de emoción, gracias a esa persona y a Dios que la puso en nuestro camino, Toño comenzó a decir algunas palabras, repentinamente, sin que nadie le pidiera que las mencionara eso fue algo grandioso, poco a poco ha ido mejorando, en especial queremos agradecer a Kerri pues sin su ayuda Toño no hubiera tenido tantos avances como los que tiene ahora.

Si en este momento estas leyendo nuestro testimonio y si deseas donar algo para Toño, sinceramente te agradecemos infinitamente deseamos que Dios en su infinito amor derrame sus bendiciones sobre ti y tu familia e incluso si nuestro hijo hablara ten la seguridad de que el mismo te diría ¡Gracias! Ayúdanos a armar correctamente su “rompecabezas”

Atentamente:

Te agradecemos de todo ? corazón
José Gpe. Soto y Rosa V. De Haro ?? ? Suerte ?



Gabriel

Mi hijo Gabriel fue diagnosticado dentro del espectro autista a los dos años, los doctores me explicaron que podía ser un niño con PDD o Asperger. Para mi esto eran dos cosas totalmente desconocidas, me decían que tenía sintomas de autismo pero no era autista, es decir, tenía flapping hands, poco contacto visual, hipersensibilidad tactil y bucal, conductas repetitivas, amplio vocubario a su edad, pero nada de conversación!!!. Al buscar en internet, estos dos tipos de diagnosticos, todo se asociaba al autismo, todo conducía al autismo. A Gabriel le mandaron terapias inmediatamente, lenguaje, ocupacional, etc.
Despues de 4 meses de terapias, los avances eran pocos y muy lentos y fue entonces cuando por cosas de Dios, vi un programa en la televisión con Jenny McCarthy, hablando de dietas y suplementos y de la posibilidad de recuperar a niños que estan dentro del espectro autista, ella hablo de un grupo llamado TACA que estaba dedicado a esto, y al día siguiente les escribi. Tres días pasaron, y pense que quizas ya no me responderían, ya que yo había solicitado alguien que pudiera hablarme en español, y la página en internet era en inglés. He aquí cuando el Angel de Dios vino a mi vida, y no se puede llamar de otra forma, porque solo un Angel, puede tener la disposición, la bondad, el desinterés que tiene ella, su nombre es Kerri Rivera.
Kerri, me hablo de las dietas, de los suplementos, de como podía conseguirlos, me ayudo a comenzar, a seguir en todo el proceso, que además habían otras cosas, quelacion, cámara hiperbarica, B-12 inyectable, etc.
Comenzamos el tratamiento de dietas y suplementos en septiembre y en un meses, los terapeutas de Gabriel empezaron a notar mejor contacto visual, mas atención y las mejorias eran mas rapidas. En un año, de tratamiento, incluyendo todo lo que pudimos, Gabriel era otro niño, conmigo, su papá, su familia, en la escuela, todos estaban impresionado con su mejoría. Hoy día tiene 4 años, y sigue con su dieta, suplementos, y terapias, y creo que lo estará por algunos años mas, pues el lenguaje y la parte social todavía son sus puntos de mas debiles.
En mi experiencia, el autismo es una condición, como el asma o el diabetico. Esta condición se adquiere alrededor del primer a segundo año de vida, el sistema inmune y neurologico quedan afectados. Con este tratamiento existe la posibilidad de vivir con esta condición una vida mejor o una vida normal. Asi como el asmatico con una dieta, cuidados, y medicamentos puede vivir una mejor vida, si estos tratamientos no existieran, los asmaticos moririan a corta edad, o vivieran en una capsula por toda su vida. Asi mismo pienso que es con el autismo. Hay que darles la opurtunidad a estas personas de lograr una mejoría, o de recuperarse.
Mi hijo nacio perfecto, normal y a los nueve meses, comenzaron alergias, sus deditos se movían de forma extraña, hasta q esto se convirtio en aleteo, perdió contacto visual, de ser un bebe risueño y jugueton, se volvio un niño frio y solitario. En un año les puedo decir q lo tuve de regreso. En dos años su mejoría es asombrosa, sigue mejorando cada día.

 


JUAN PABLO

Hola. Soy mamá de Juan Pablo, un niño asmático de 4 años. Juan Pablo nació a término después de un embarazo muy normal, mediante cesárea. Todo su desarrollo evolucionaba normalmente. Sin embargo, en cuanto empezó el frío, Juan Pablo empezó a dar muestras de tener problemas bronquiales. Le diagnosticaron bronquilitis. En enero de 2006, ya había sido declarado como asmático. Durante el primer semestre de ese año, Juan Pablo batalló constantemente con crisis asmáticas y espasmos bronquiales e incluso fue hospitalizado en Semana Santa de 2006. Fue hasta que cumplió un año que decidí darle una oportunidad a la homeopatía y entonces logramos controlar su enfermedad durante los siguientes dos años.

Conforme su salud lo permitía, se fue completando su cartilla de vacunación, hasta finales de noviembre de 2007, que fue cuando conocí a la Dra. Joe y a Kerri en su clínica. Llegué allí en busca de ayuda para mi hijo mayor, ahora de 7 años, el cual tenía un atraso muy importante en su desarrollo, en especial de lenguaje y aprendizaje, padecía de diarreas constantes y había empezado a perder peso sin encontrar ayuda eficaz de ningún doctor en Guadalajara.

Mientras me explicaban el diagnóstico de mi hijo mayor, me recalcaron la importancia de no volver a vacunarlo, puesto que las vacunas provocaban autismo, retraso en desarrollo, alergias y asma. En ese momento les dije que tenía otro hijo, Juan Pablo, que era asmático y que hacia apenas una o dos semanas que le habían aplicado 2 dosis juntas de vacunas. Entonces la Dra. Joe me dijo que en uno o dos meses empezaría Juan Pablo con diarreas similares a las del hermano, provocadas por aplicación simultánea de las vacunas. Yo en ese momento estaba tan desesperada por la salud de mi hijo mayor, que no hice preguntas sobre Juan Pablo, solo me dediqué a registrar todas las indicaciones que me dieron para el mayor. Después de todo, Juan Pablo estaba controlado con la homeopatía. Eso sí, no he vuelto a vacunar a ninguno de los dos.

Regresé a Guadalajara y empecé la dieta de mi hijo mayor y el resto de las indicaciones (a la fecha he conseguido excelentes resultados con él). Sin embargo, en enero de 2008, como me dijo la doctora, Juan Pablo empezó con diarreas, muy similares a las que sufría su hermano. Hablé con Kerri y ella nos sugirió ponerlo a dieta sin gluten, caseína ni soya, así como incluir los probióticos. Tiempo después empezamos una ronda con afunigil para quitar la cándida. Al cabo de 6 meses ya habíamos controlado la diarrea. Todo parecía estar bien, sin embargo me sugirieron continuar con la dieta hasta que el niño cumpliera 4 años, una vez que el riesgo de desarrollar autismo hubiera pasado.

Todo iba bien hasta que entró al kinder. Fue entonces cuando se volvió a disparar su problema de asma. Claro que ya no era tan severo como cuando era un bebé, pero sus crisis lo hacían faltar constantemente a la escuela, y la homeopatía ya no era tan eficaz como lo había sido durante 2 años. Hace un par de meses en la clínica de Vallarta me sugirieron hacerle prueba de metales, pues en su opinión, el asma era provocado por intoxicación de metales pesados. Según los resultados de la prueba el niño está bastante intoxicado, por eso decidimos iniciar las quelaciones. Después de la primera quelación hicimos analizar su orina para ver qué metales estaba desechando y resultó que arrojó plomo, mercurio, aluminio, cadmio y tungseno. Apenas hemos hecho dos quelaciones, pero estamos muy confiados en que este tratamiento nos ayudará a tratar su problema de asma desde el origen y así poder eliminarlo de una vez por todas, como lo estamos haciendo con su hermano en cuanto a trastorno generalizado del desarrollo.